En Mateo 15:1-2, los fariseos le preguntados a Jesús, "Por qué tus discípulos romper la tradición de los ancianos? They don’t wash their hands before they eat.” We spent all of our time last week taking a look at the endless ways the scribes and rabbis through the centuries created rule after rule after rule for the people of God to follow. Dios nos dio 10 Mandamientos, pero los rabinos judíos identificados 613 mitzvot, órdenes o leyes, en los primeros cinco libros de la Biblia, la Torá. They knew the Word of God frontwards and backwards, pero su enfoque en la regla de la escritura, mantenimiento de la regla, y rompiendo la regla les distrajo desde el corazón de la palabra de Dios, que es el corazón de Dios. Su fijación y preocupación con sus tradiciones, sus reglas, irónico y trágico les cegó al verdadero sentido y significado de la palabra de Dios. Vamos a leer nuestra escritura para esta mañana, encuentra en Mateo 15:10-20, y verá lo que estoy hablando.

10 Jesús llamó a la multitud a él y dijo, «Escuchen y comprendan. 11 Lo que va a la boca de un hombre no le hace inmundo,’ sino lo que sale de su boca, eso es lo que lo hace 'impuro'.» 12 Entonces los discípulos vinieron a él y le preguntó, «Sabes que los fariseos se ofendieron cuando oyeron esta?» 13 Contestó, «Cada planta que mi Padre celestial no ha plantado será levantado por las raíces. 14 Les dejan; son guías ciegos. Si un ciego conduce a un ciego, ambos caerán en un hoyo.» 15 Pedro dijo:, «Nos explican la parábola.» 16 «Todavía es tan aburrido?» Jesús les preguntó. 17 «Don ’ t ves que todo lo que entra en la boca va al estómago y luego fuera del cuerpo? 18 Pero las cosas que salen de la boca vienen del corazón, y esto hace que un hombre ‘ inmundo.’ 19 Por fuera del corazón provienen malos pensamientos, asesinato, adulterio, la inmoralidad sexual, robo, falso testimonio, calumnia. 20 Estos son los que hacen un hombre ‘ sucio ’; pero comer con las manos sin lavar no hacerle ‘ inmundo.»» (Mateo 15:10-20 NIVO)

He mencionado a usted la semana pasada que tiempo Dios envió a sus profetas a su pueblo para tratar de convertir sus corazones a Dios, pero ellos no escucharon. Evaluación de Jesús de los fariseos fue lo mismo que evaluación de Dios de su pueblo en día de Isaías. Jesús citó a Isaías 29:13 en Matthew 15:8-9.

8 «' Este pueblo me honra con sus labios, pero su corazón está lejos de mí. 9 En vano me adoran; sus enseñanzas no son sino reglas enseñadas por hombres.»» (Mateo 15:8-9 NIVO)

Ahora, Aquí es algo que necesitamos entender. Dios es el que dio a su pueblo la lista de animales "limpios" se les permitió comer y animales "inmundos" nunca se les permitió comer. Usted puede encontrar las listas en Levítico 11 y Deuteronomio 14. Dios también le dio a su pueblo días de fiesta y celebraciones de la luna nueva que podemos encontrar a lo largo de la Biblia hebrea. Por qué Dios dio su pueblo estas ceremonias y listas para seguir? That’s a great question and there are several answers that have been offered.

Pueblo de Dios era procedentes de 400 años de esclavitud en Egipto. Estaban moviendo hacia la tierra prometida donde había otros grupos de personas que no sirven a Dios. Dios quería que su pueblo a establecerse aparte, diferente de todas las otras personas en el planeta. No comer como comían los otros grupos, no adorar a la otras personas adoradas, y no vivir como otras personas vivieron. Dios le dio a su pueblo un estilo de vida, una manera de vivir, les dio recordatorios constantes de que eran llamados a ser y que era Dios como su Dios. Ahora, se trata de una simple explicación de seguro. Hay otras explicaciones, y descripciones más técnicas, así como una amplia variedad de interpretaciones acerca de por qué Dios hizo lo que hizo, but this is a simple way for us to think about what God did as we take a look at what Jesus had to teach.

El problema era no lo que Dios había dado su pueblo, pero en su lugar, el problema fue lo que hizo su pueblo con lo que Dios les había dado. Otra ilustración del problema es la señal de la circuncisión que Dios dio a Abraham en Génesis 17:9-14. Dios dijo a Abraham a que cada varón entre ellos debe ser circuncidado al octavo día después de su nacimiento. Dios había "cortado" un pacto con Abraham, un pacto eterno, y la circuncisión era un recordatorio constante para cada hombre del Pacto que Dios había hecho. En Génesis 17:11 leemos,

11 Deben someterse a la circuncisión, y será la señal del pacto entre tú y yo. (Génesis 17:11 NIVO)

Para los Judios, el signo de la circuncisión se convirtió en una insignia de orgullo en lugar de un humilde recordatorio de lo que Dios habían hecho y que fueron llamados a ser como el pueblo de Dios. Como resultado, Dios envió a sus profetas a su pueblo,

1 «Si vas a volver, El Israel, volver a mi,» dice Jehová. «Si pones tus ídolos detestables fuera de mi vista y no ir por mal camino, 2 y si en un veraz, manera justa y justo que juro, ‘ Seguramente vive Jehová,’ entonces las Naciones serán bendecidas por él y en él se gloria.» 3 Esto es lo que el Señor dice a los hombres de Judá y de Jerusalem: «Arad campo sin arar y no sembrar entre espinos. 4 Circuncidaos a Jehová, circuncidar sus corazones, varones de Judá y moradores de Jerusalén, o mi ira va a romper y quemar como el fuego por la maldad que has hecho– grabar con nadie para calmarlo. (Jeremías 4:1-4 NIVO)

"…circuncidar sus corazones..." Caminando con Dios, reflejando el amor de Dios, la justicia de Dios, la santidad de Dios, y la misericordia de Dios es un trabajo interno–es un asunto del corazón. Si eres como yo entonces podría tener problemas para conectar con no comer camarones, carne de cerdo, y otros alimentos pueden hacernos más santo, más agradable a Dios. No puede conectar los puntos, como los judíos en cuanto a cómo lavarnos las manos podrían ser agradable a Dios, Aunque como mencioné la semana pasada, Dios nunca le dijo a su gente a lavarse las manos antes de que se comían sus comidas. No seamos capaces de entender cómo cualquier hombre podría convertir la circuncisión en una insignia de la arrogancia espiritual. No seamos capaces de envolver nuestras mentes en estas cosas, pero me deja usar dos "ceremonias,” or what we call sacraments as a modern-day illustration.

Bautismo es una cosa buena derecha? Bien, Eso depende. Jesús dijo a sus discípulos ir por todo el mundo y hacer discípulos, seguidores de Jesús. Una vez que una persona se convierte en un seguidor de Jesús van a ser bautizados como un signo visible en el mundo de una transformación interna que ha tenido lugar. El bautismo es un signo, significa muerte a nuestra vieja manera de vida y renacimiento en Cristo Jesús. We are raised to new life in Christ. Baptism is a sign and yet, Hay quienes han hecho bautismo en algo mucho más que un signo. He preguntado a la gente, "Eres un cristiano? Eres un seguidor de Jesús?"A veces oigo, "Fui bautizado cuando era un niño". No preguntar cuando él o ella fue bautizada, I asked if they were a follower of Jesus.

La comunión es otro Sacramento, o ceremonia, y es buen derecho? Jesús dijo a sus discípulos, «Haced esto en memoria mía.» Todos los domingos compartimos comunión en Britton Christian Church, Pero por qué? Nos sentimos "seguros" porque hemos tenido comunión? Siente "impuros" Cuando perdemos comunión? Espero que no. La comunión es otra señal, un cartel que nos señala a la Cruz, la vida, muerte, y resurrección de nuestro Salvador. It’s a sign that reminds us of the price Jesus paid on our behalf so we might be reconciled with God.

Que puede ser bautizados y compartir comunión cada domingo de tu vida, para el resto de tu vida, y ahora, tan lejos tan lejos se puede, de Dios. Ser sumergido bajo el agua nunca ha salvado a una persona. I can hold you under the water for as long as you can hold your breathe and you’ll not be one bit more holy. Baptism is an outward sign. Whether it’s the ceremonies we observe and hold dear or the ceremonies and laws the people of Jesus’ day clung to so tightly, we must know that what God truly desires is our heart. Jesus said that it’s not what goes into a person that makes them unclean, but it’s what comes out of our mouth, or out of our heart, that makes us unclean. En Mateo 15:17-20, Jesús dijo:,

17 «Don ’ t ves que todo lo que entra en la boca va al estómago y luego fuera del cuerpo? 18 Pero las cosas que salen de la boca vienen del corazón, y esto hace que un hombre ‘ inmundo.’ 19 Por fuera del corazón provienen malos pensamientos, asesinato, adulterio, la inmoralidad sexual, robo, falso testimonio, calumnia. 20 Estos son los que hacen un hombre ‘ sucio ’; pero comer con las manos sin lavar no hacerle ‘ inmundo.»» (Mateo 15:17-20 NIVO)

Just last Sunday, in our Sunday morning Bible study, tomamos un vistazo a la carta de Pablo a Timoteo. Hubo quien había entrado en la iglesia en Éfeso que estaban enseñando a la gente que si realmente querían conocer a Dios entonces debe no casarse y necesitaban alejarse de ciertos alimentos. Pablo llama a los maestros "hipócritas mentirosos." Él sólo puso por ahí no. Pablo entonces escribió,

3 Prohíben a la gente a casarse y pedirlos a abstenerse de ciertos alimentos, que Dios creó para ser recibido con acción de gracias por aquellos que creen y que saben la verdad. (1 Timoteo 4:3 NIVO)

Those early followers of Jesus continued to deal with the problem of focusing on outer appearances to the neglect of the heart. En Gálatas 2, Paul talked about a time in Antioch when he and Peter were eating with some Gentiles. All of a sudden some men, Jewish followers of Jesus came into the room, and Peter quietly slid away from the table with the Gentiles. Paul confronted Peter by saying,

15 «Nosotros, que somos Judios por nacimiento y no gentiles pecadores '’ 16 saber que el hombre no es justificado por las obras de la ley, sino por la fe en Jesucristo. Así que, tambien, hemos creído en Cristo Jesús, para que seamos justificados por la fe en Cristo y no por las obras de la ley, porque observando la ley nadie será justificado. (Gálatas 2:15-16 NIVO)

Peter knew better. En Hechos 10, Peter had experienced a vision from God while he was asleep. In the vision a sheet full of all kinds of animals, limpio y lo inmundo, was lowered down to Peter. He heard a voice that said, “Get up Peter. Kill and eat!"Pedro dijo, “I’ve never eaten anything impure or unclean.” Then we read,

15 La voz le habló una segunda vez, «No llame nada impuro que Dios ha hecho limpio.» 16 Esto sucedió tres veces, e inmediatamente la hoja fue llevada de vuelta al cielo. (Hechos 10:15-16 NIVO)

Peter knew better and yet he still struggled with the external. Peter’s not the only one who has struggled with the external. I would venture to say most of us are drawn to checking the boxes and tabulating our good deeds at the end of the day. “Had my quiet time this morning?” “Check.” “Have I prayed today?” “Check.” “Went to church on Sunday?” “Check.” “Went to Bible study on Wednesday night?” “Check.” “Tithed 10% of my check this week?” “Check.” You know what’s interesting? All of those things are good as long as they are done from a heart that loves God, wants to serve God, and wants to make Him known in our daily life. If they are done as some kind of insurance policy to guarantee our good standing with God, then they become idols, worthless idols. William Barclay wrote,

If religion consists in external regulations and observances, it is two things. Es demasiado fácil. Es mucho más fácil abstenerse de ciertos alimentos y lavarse las manos de una cierta manera de lo que es amar a la desafortunada y la, y para ayudar a los necesitados a costa del propio tiempo y dinero y comodidad y placer. (William Barclay, La serie diaria de la Biblia de estudio: Evangelio de Mateo, Vol. 2, 139)

Este es un recordatorio de gran alcance para usted y para mí. Recuerdas cuando Jesús se le preguntó cuál de los mandamientos era el más grande? El dijo, "Amar a Dios con todo tu corazón, alma, mente, y la fuerza." Él se encendió decir que el segundo mayor mandamiento es como la primera. Qué es? “Love your neighbor as you love yourself.” Jesus said, “All of the law and prophets hang on these two commandments” (Mateo 22:40). En los versículos 18-20, Jesús dijo:,

18 Pero las cosas que salen de la boca vienen del corazón, y esto hace que un hombre ‘ inmundo.’ 19 Por fuera del corazón provienen malos pensamientos, asesinato, adulterio, la inmoralidad sexual, robo, falso testimonio, calumnia. 20 Estos son los que hacen un hombre ‘ sucio ’; pero comer con las manos sin lavar no hacerle ‘ inmundo.»» (Mateo 15:18-20 NIVO)

It’s interesting that of all of the things Jesus could have mentioned as illustrations of the evil that comes from the human heart, He chose the list that He did. Jesus chose them straight off of the bottom of the list of the Ten Commandments, those commandments that have to do with our relationships with those around us. Mandamientos 6-10 son:

  • You shall not murder
  • No cometerás adulterio
  • No hurtarás
  • You shall not bear false witness against your neighbor
  • You shall not covet

Many will take a look at the list and say, “I’ve never murdered anyone. I’ve never committed adultery either.” We have to remember, Jesus is more concerned with what is taking place in our hearts than He is with the externals. Jesús le dijo a la multitud,

27 «Ustedes han oído que se dijo:, 'No cometerás adulterio.’ 28 Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer deseándola, ya cometió adulterio con ella en su corazón. (Mateo 5:27-28 NIVO)

Aquí está de nuevo. Jesus is most concerned about our hearts. What is going on in your heart this morning? What is going on in my heart? We can greet each other with smiles and kind words, but there’s something of greater importance that lies deep, deep inside of us. We are so prone to draw our conclusions by what we see and experience, pero Dios no es como nosotros–God looks at the heart, the intentions, the motivations. Déjeme darte un ejemplo. God sent Samuel to find the first king of Israel. He went to the house of Jesse because the king would be one of Jesse’s sons. When he saw Eliab, Samuel thought, "Es el!” He’s got to be the one!” God had other plans.

7 Pero el Señor le dijo a Samuel, «No mires a su apariencia ni por su estatura, pues yo lo he rechazado. El Señor no mira las cosas que el hombre mira. El hombre mira la apariencia exterior, pero el Señor mira el corazón.» (1 Samuel 16:7 NIVO)

And what can we say about our heart? The Bible makes it clear, we’ve got heart problems, terminal heart problems, heart problems that no cardiologist can ever hope to fix. En Jeremías, God spoke these words,

9 El corazón es engañoso sobre todas las cosas y perverso. ¿Quién puede entenderlo? (Jeremías 17:9 NIVO)

I want you to try something with me. It’s going to take a lot of courage, a lot of honesty, but it will be worth it if you will join me for the next couple of minutes in allowing the Lord to examine our hearts. Let me ask you a few questions. Have you ever said one thing, but in your heart you felt totally and completely different? You were nice to someone, but in actuality you can’t stand the person? Have you ever misrepresented yourself to someone, but in your heart you knew what you were saying wasn’t actually, factually true? Are you one of those people who says, “I’ve been faithful to my spouse since the day we were married, but you know in your heart you have lusted after other women or men? Have you ever said you forgive someone, but you know in your heart you will never forgive them, not in the way God has forgiven you? Podría seguir, but I don’t want to torture us with the truth for too long. It’s painful isn’t it? Is there anyone here who can honestly say you are not guilty of any of the scenarios I’ve just presented for us? No lo creo.

So the question is, “What can we do?” What can we do? Bien, we can continue to play charades and try and convince ourselves that we aren’t nearly as bad as the next person, not even as bad as we used to be, but where will that get us? We can just give up, tirar la toalla, and confess with many others, “This is just me. It’s just the way I am. Take it or leave it.” Or, we can get serious, buy some self-improvement books from Amazon, and commit ourselves like never before to improve our thoughts and behaviors. I’ve been down that road before and all I can say to those of you who choose that path is, “Good luck.” It’s going to be a long and frustrating journey my friend. Así, if those paths are dead ends then what are we to do?

There’s a better solution, a fail-proof solution, and it comes with a promise from God. En Ezequiel 36, Dios habló a su pueblo y dijo,

25 Voy a rociar con agua limpia, y serás limpio; Os limpiaré de todas vuestras inmundicias y de todos vuestros ídolos. 26 Les daré un corazón nuevo y pondré un espíritu nuevo en ti; Les quitaré ese corazón de piedra y os daré un corazón de carne. 27 Y pondré mi Espíritu en vosotros, y que sigan mis preceptos y obedezcan mis leyes. (Ezequiel 36:25-27 NIVO)

If we will turn to Jesus in surrender, God will take our deceitful, sin-bent heart, and give us a new heart. He will cleanse us, perdónanos, put His Holy Spirit within us, and begin to do a work in us that we can’t do for ourselves. Does this mean we will never sin again? Does it mean we will be done with hypocrisy? “No” and “no.” We will have to battle for the rest of our lives, but here’s the differenceGod gives us the tools of His Holy Spirit and His Word so that we can fight the battles when they come our way. I pray the Holy Spirit has quickened your heart this morning to your need for Jesus. Si es así, then I’d like to invite you to humble yourself this morning, pray and ask the Lord to forgive you of your sins, and to give you a new heart. No vendría?

 

Mike Hays

Britton Christian Church

Julio 7, 2019

 

«Lo que está en tu corazón?»
Mateo 15:10-20
Etiquetado: